2 de febrero de 2016

El Dr. Salsa visita al Pinche Gringo, baila sobre una trajinera en movimiento y se sorprende con los sabores mexicanos con un toque de modernidad en la Condesa

Por Dr. Salsa (@drsalsamx)

Con el paso del tiempo no basta con comer delicioso. Uno empieza a hacerse ambicioso y busca la sorpresa. Cuando se junta lo delicioso con lo sorprendente es cuando ocurre lo memorable. Así la semana.

Pinche Gringo Stand-Up Show… It’s very pinche good!

Hacía ya un tiempo que había visto la publicidad de Pinche Gringo BBQ (PGBBQ), un exitosísimo “patio de costillas BBQ y asados ahumados” -por tratar de definirlo de alguna forma- ubicado en el corazón de la Narvarte. En específico anuncios de sus stand-up shows y despertó mi curiosidad.

Cabe mencionar que soy fan de PGBBQ. Alguna vez lo visité con amigos y lo disfrutamos enormemente. Por si usted no lo conoce, tengo que comentarle que es un concepto que me pareció sumamente original. En un enorme patio techado, tiene una veintena de enormes mesas que comparten los comensales rodeado de muros sin recubrimiento y hay una especie de food truck que sirve de mostrador en dónde se elige una combinación de opciones de un breve pero delicioso menú que incluye: brisket (mi favorito), costillas ahumadas, “pulled pork” (puerco deshebrado), salchichas y guarniciones como mac and cheese, ensalada de col y frijoles BBQ. Para las bebidas ofrece cerveza de barril de diferentes estilos y otras marcas comerciales, así como muchas otras opciones. 

Dan, socio propietario de PGBBQ en su show

El caso es que fuimos una amiga y yo. El boleto incluía una charola -carne, guarnición y una cerveza-, y el show por supuesto. Llegamos más o menos tarde por aquello de que tuvimos otro evento previo, pero justo a tiempo para cenar tranquilamente.

Lo que no había notado en la publicidad es que el show sería en inglés. Cuando “Dan”, uno de los socios del lugar lo anunció, giré mi cabeza hacia mi amiga con mirada de espanto y mi típica sonrisa de -Ops! me he equivocado…- pero mi amiga me tranquilizó al decirme que ella no tenía problema. Yo entendí prácticamente todo el show.

Esa noche se presentaron los comediantes, Alex Hernández, Héctor García y Gon Curiel, además de Dan. Tengo que decir que mi favorito fue Dan. Primero porque fue el inglés más fácil de entender -lo siento Alex y demás-, pero sobre todo porque sus aventuras eran más naturales. Ya saben, un gringo real que se enfrenta a una cultura completamente distinta a la suya, y es cuando recuerdas lo muy diferente que somos, en todo. Muy gracioso.

Después yo diría que me quedaba con el show de Héctor García -paradójicamente el de inglés más defectuoso-, pero por lo mismo me hizo reír mucho. Y mi amiga prefirió a Gon Curiel porque le pareció, echó mano de recursos humorísticos más originales.

En general muy buena la experiencia. En comida, no hay queja. El lugar con muchos visitantes de otras ciudades del país y uno que otro extranjero. Nuestras compañeras de mesa la verdad no dejaron de reír por dos horas ininterrumpidamente. Dice mi amiga que eran groupies de los comediantes. No hay forma de comprobarlo, pero si fue una velada divertida. Aunque no se… quizá en castellano sería mejor. La mayor parte del público era nacional.


Xochimilco gourmet y el “Gin & Tonic Salsa”

Ya me habían invitado en diversas ocasiones a comidas-cenas maridaje con Barón Balché a Xochimilco, pero las fechas siempre se habían traslapado con viajes y otros compromisos. Así que me entusiasmé enormemente cuando mi querida amiga Ruth, publicó en Facebook la convocatoria para el Xochimilco Gourmet.

El Xochimilco Gourmet fue para compañeros de prensa y medios especializados en gastronomía. Así que como generalmente pasa en estos menesteres, uno llega y es como encontrarse con la familia. Había acordado con una amiga, que serviríamos yo un gin & tonic y ella mojitos. Por alguna razón ella no pudo llevar los ingredientes de los mojitos -no la quiero balconear, pero ¡se quedó dormida!-, mientras que yo diligentemente preparé todo para el “Gin & Tonic Salsa”.

Inicio de la aventura del Xochimilco Gourmet


Zarpamos a bordo de “Carolina” como a la una de la tarde con senda cantidad de provisiones, entre los cuáles estaban tamalitos de Oaxaca, botanas diversas, cerveza artesanal, vino y destilados. Y así empezó nuestra aventura que incluyó rentar una bocina con receptor bluetooth que nos íbamos turnando reproduciendo el variado repertorio de nuestros móviles, pasar por algunos pasajeros rezagados, escuchar rancheras y bailar salsa con trajinara en movimiento, lo cuál fue un reto, pero felizmente superado.

Xochimilco es un espejo de nuestra sociedad. Tan diversa como lo es México en realidad. Había todo tipo de pasajeros en las trajinares con todo tipo de viandas y música. Una trajinara de alimentos se alineó a “Carolina” y empezaron -lentamente- a circular las quesadillas, mole y enchiladas a bordo. Pero la verdad quizá llevar nuestros platos habría funcionado mejor.

Trajinera de elotes y esquites

El “Gin and tonic Salsa” fue todo un éxito. Aromático y fácil de preparar le gustó a casi toda la tripulación de “Catalina”. Sin duda fue una gran experiencia. Aunque para la siguiente edición sería conveniente realizar algunos ajustes, sobre todo relacionados con los alimentos.

Por supuesto hay una visita mucho más seria a Xochimilco en dónde puedes conocer las chinampas. Método de agricultura prehispánico desarrollado por los xochimilcas aún antes de caer bajo el dominio de los mexicas. Método tradicional en pleno peligro de extinción del cuál vale la pena conozcas más (ver "La vida navegante: El camino de las chinampas").

Afamado "Gin and tonic Salsa"

Parte de la feliz tripulación de "Carolina"


Sorpresa culinaria acentuada

En la semana tuve la oportunidad de un lugar que me sorprendió por la calidad de su propuesta de principio a fin. El joven chef Eduardo Ríos, ex discípulo de Pujol logró cautivar mi paladar con sabores muy mexicanos pero incluyendo ese twist de modernidad que tanto me gusta.

En Á de Acento, ubicado en la colonia Condesa, se tiene la oportunidad de probar platos en dónde es posible encontrar múltiples referencias a Oaxaca. Nos comentaron que el restaurante ha cambiado de chef, y Eduardo Ríos lleva unos meses transformando la carta. Su cocina revela un interés por los ingredientes mexicanos, por supuesto el respeto al producto, pero aplica técnicas e ideas que ha ido conociendo en su carrera. El resultado ha sido muy afortunado y fue una verdadera y grata sorpresa.

No quiero extenderme mucho en este tema. La cocina del lugar merece una reseña detallada, pero les comparto los mejores platos. Y en las fotos podrán ver el hermoso emplatado que despliega Ríos.

Nuestro viaje dio inicio con una deliciosa tlayuda de pulpo con aceite de chiles, jitomates colombianos y guacamole negro. Francamente sorprendente y delicioso. Uno de mis favoritos de la velada.

El aguachile de callo de hacha margarita, emulsionado con aceite de Pericón (hierba de las nubes), aceite de chile habanero y guacamole de albahaca despertó ovaciones en la mesa. Estaba excelente con sabores diferentes pero muy agradables.

Posteriormente llegó una fragante tártara de res trufada con apio, cebolla, ralladura de limón, chips de papa y ceniza de habanero, buena, pero palideció un poco al lado de los otros platos.

Se ofrecen catas y degustaciones de vino y otros productos en Á de Acento

Tlayuda de pulpo

Aguachile de callo de hacha margarita

Por supuesto la experiencia fue acompañada de los deliciosos vinos de Acento Gourmet, la otra parte del negocio que funciona como tienda de vinos y otros productos. El Martín Berdugo Verdejo de la D.O. Rueda, fresco y aromático siempre es un encanto. Después disfrutamos un Jalá de Baja California, cumplidor y concluímos con Hilo Negro Ricrac, otra grata sorpresa de Baja California y vinificado por el afamado winemaker Daniel Lonnberg. Vino sumamente recomendable.

Del resto del menú que compartimos al centro entre todos los invitados, llegó la torta ahogada. Un indispensable del lugar porque una de las socias es de Guadalajara. Tengo que comentar que no soy tan entusiasta del clásico platillo tapatío, pero fue agradable.

La pesca del día fue deliciosa. Otro favorito. Bueno, esa noche hubo muchos favoritos. Robalo marinado en guajillo, con cama de quintoniles, frijoles criollos y un espectacular puré de pápalo cubierto con queso Cotija sobre rodajas de jitomate y tomate verde. A mi me gustó mucho.

Finalmente de platos fuertes, el que me pareció el mejor de todos: filete de res con costra de café, sobre puré de berenjena con hormigas chicatanas, miel de mezcal y limón. Simplemente espectacular. La textura de la carne, esos aromas ahumados y los sabores de la chicatana, bueno, el favorito dentro de los favoritos.

Tártara de res trufada

Robalo marinado y puré de pápalo

Chef Eduardo Ríos, Á de Acento

Filete de res en costra de café sobre puré de hormiga chicatana

Cerramos con broche de oro con un postre que me encantó por su emplatado y obviamente por la frescura. Ya saben, yo soy más de postres con helados y sorbetes que con pan. Sirvieron helado de miel con higos caramelizados, realmente delicioso. Yo regresaría a Á de Acento sólo para disfrutar nuevamente de ese postre. Claro, mi opinión es un tanto sesgada dado que soy fan irremediable del higo en todas sus presentaciones.

Helado de miel con higos cristalizados





Bueno el stand-up show de PGBBQ, pero que sea todo en inglés no se... si fueran todos comediantes de habla inglesa... quizá. Xochimilco sumamente divertido y fue un placer compartir el G&T Salsa con los participantes. Finalmente con su sello particular, el chef Eduardo Ríos logró sorprenderme y me hizo recordar esa cocina que tanto me gusta de Oaxaca. Recomiendo muchísimo visitar Á de Acento. Por lo pronto les digo bon appétit!


Sigue al Dr. Salsa en Twitter: @drsalsamx

Sobre el Dr. Salsa.
Ingeniero y a la vez comelón curioso. entre restaurantes y viajes se encuentra en búsqueda de las mejores experiencias gastronómicas posible. Amante de los vinos, cerveza y destilados, concluyó exitosamente el programa de Enología y Viticultura en la Escuela Vinicultura del enólogo Jesús Diez. Disfruta día a día rodeado de amigos, construyendo historias para compartir.

Sigue a Entre Copas y Corchos en Twitter: @copasycorchos
¡Únete a la charla de gastronomía en Facebook! Copasycorchos



Otras notas relacionadas:

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Hola!, ¡Gracias por tus comentarios!